Es la especialidad médica que se encarga del tratamiento de las enfermedades de los ojos.

Esta disciplina también tiene aplicación en la veterinaria ya que los seres humanos y los animales suelen compartir, en este caso, procesos patológicos similares.