El Ministerio de Salud recomienda lavarse las manos con agua y jabón en momentos clave como antes de la lactancia materna, antes de comer, antes de manipular alimentos, antes y después de cambiar pañales, antes y después de atender familiares enfermos en casa, después de usar el baño, después de la limpieza de la casa, después de manipular animales, después de tocar objetos sucios, superficies contaminadas, residuos sólidos o el pasamano de las unidades de servicios.

Los especialistas del Minsa afirman que el lavado de manos también ayuda a prevenir infecciones cutáneas e infecciones a los ojos. Además, la realización de dicha práctica contribuye a contar o disponer de alimentos saludables o inocuos.

Ubicación del Hospital Regional de Ica